En esta época estival en la que son muchas las personas que están de vacaciones, otras tantas pensando en disfrutar de un merecido descanso y algunas ya de vuelta de las mismas, me gustaría traer a vuestra memoria un vídeo muy conocido por la mayoría y que, a pesar de haberse grabado hace ya ocho años, no ha perdido vigencia alguna.

Se trata del discurso que Steve Jobs, fundador de Apple, dio en el año 2005 en la graduación de la Universidad de Stanford, de escasos catorce minutos de duración.

Reconozco que no soy usuaria de los productos Apple, por razones que, al menos hoy, no vienen al caso. De lo que si soy una gran defensora es de la filosofía que Steve Jobs siguió en su trabajo y en su vida pública. Fue un gran visionario y un gran trabajador, compartiendo sus experiencias y vivencias de forma sencilla y humilde con quien le quisiera escuchar.

Ejemplo de esta sencillez y de su gran potencial empresarial y humano es el discurso del que os hablo y cuyo vídeo de apenas quince minutos de duración que os enlazo a continuación. Os lo recomiendo encarecidamente: si lo conocéis por recordarlo, y si no lo conocéis porque seguro que os aportará más de una enseñanza práctica, muy práctica.

¿Os ha gustado? Espero que sí. Y para terminar os dejo una de tantas frases celebres como se le atribuyen, a ver si coincidís con su opinión o no…

“Pensamos en ver la televisión para desconectar el cerebro, y en usar el ordenador cuando queremos volver a encenderlo.” (Steve Jobs)

Rocío González
Directora

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies